Claudia vs Petro

 

Claudia López es una mujer inteligente y frentera su trayectoria política le ha concedido importantes logros y además es actualmente una de las mujeres más influyentes del país, también posee sagacidad y astucia política, la suficiente para darle un gran impulso y ser la figura más destacada del partido verde.

Esa misma astucia política la hace encontrar en Petro un gran rival para las elecciones presidenciales y si hablamos de estrategias las suyas han sido demasiado certeras para poder desinflar el caudal electoral de Petro y trasladarlo pasa si, recordar que fue ella quien acuñó términos como la polarización y el extremismo del líder opositor, también su gran carta electoral fue decir que:

“Fajardo es el único que puede derrotar al uribismo en segunda vuelta, Petro genera rechazo por ser radical nosotros seremos un gobierno de transición”

Esta tergiversación del discurso político aun retumba entre sus seguidores haciendo muy complicado una alianza con Petro en una futura convergencia, la realidad nos dice que Claudia tuvo su pulso político con Petro en la alcaldía del cual salió victoriosa, pero tuvo que recurrir a fuentes de financiación no muy distintas a las del anterior alcalde, y una gran inversión para llegar  a la alcaldía de Bogotá, esto hace que su desempeño ejecutivo deba estar correlacionado con los poderes económicos detrás de su elección, lo que se evidencia en su defensa absurda del proyecto de metro elevado, lastimosamente la valiente y admirable Senadora López por quien incluso vote en el pasado, comprometió su desempeño político dejándose financiar por el grupo GEA y de ahí viene su apoyo radical e irrestricto a Sergio Fajardo.

 

A continuación, podemos ver algunas donaciones para la campaña de Claudia López:

 

 

 

Por otra parte, Gustavo Petro tiene claro la estrategia de Claudia López, Colombia Humana que logro 3 concejales y varios ediles se declaró en independencia y la apoya en sus aciertos, pero también es implacable en sus desaciertos, lo que genera un claro marco de control político en el que no caben adulaciones y porras.

 

Desde ya se empieza a vislumbrar el panorama para las elecciones venideras, con un Uribismo desgastado por la pésima ejecución de su actual presidente sencillamente  no tiene oportunidad de obtener la presidencia  en el 2022, y muy probablemente tampoco mantengan sus curules del senado, quizás  si tienen posibilidad de llegar a 2da vuelta, pero no de ganar, por eso la presidencia de Colombia se encuentra entre la izquierda y el “Centro” el cual terminara rescatando a la vieja oligarquía y grupos económicos con la cara lavada, pero que siempre han gobernado,  los que muy probablemente encuentren en Claudia una tabla de salvación para el  uribismo, con el que antes se han visto alianzas y que incluso no se declararon en oposición a su actual gobierno, en la alcaldía de Bogotá. Es mucho lo que acerca a Claudia a esta facción de derecha, aparte de querer hacer la paz que es un punto de ruptura con el “centro democrático”.

por otro lado, está la Izquierda progresista a la que se le ha tratado de etiquetar de extremo, dejando algunas dudas en el tintero: ¿Dónde está el extremo en querer que los ricos paguen impuestos proporcionales a su riqueza? ¿Dónde está el extremo en querer hacer una reforma agraria? ¿Dónde está el extremo querer un sistema público de salud? ¿Dónde está el populismo y la demagogia en esas propuestas que ya están implementadas en países como Francia, España y Canadá? ¿El “Centro” que propone?

Encontrando el escenario de una 2da vuelta entre Fajardo y Petro en el 2022 ¿A quién creen ustedes que Uribe, el Centro Democrático y todos los corruptos que tiene el país apoyaría?

Uribe está desaparecido porque sabe que esta anulado, Duque lo pulverizo, sabe que a cualquiera que se acerque lo perjudicara, pero hay en ellos aún un nicho de votantes conservadores y libertarios que pueden ser recogidos  en  el “Centro”, puesto que este no se encuentra en contra de sus intereses, sus modelos económicos tienen similitud y por ende hacen parte de sus preferencias, por eso también vemos como los ataques del uribismo a Claudia, se redujeron casi hasta el punto de pasar a la admiración,  lo que podría llevarnos a pensar que ella no va en contra de los intereses del Uribismo.

Panorama de rivalidad y estrategia

Petro sabe que es muy probable su paso a 2da vuelta, pero ¿quién será su opositor? Claudia López siendo líder del partido verde  y como ya lo deja ver su estrategia buscara la forma de evitar a toda costa que eso pase, primero tratando de anular los residuos de la gestión de Petro en su paso por la alcaldía y resaltando los de su “opositor” Peñalosa, de allí su proyecto de metro, la continuidad de Transmilenio y su postura frente al hospital San Juan De Dios, aun en medio de una crisis médica,  su estrategia está intentando aglomerar el voto de izquierda y progresismo,  y para contrarrestarlo el líder opositor es uno de los más fuertes críticos de su gestión, por eso vemos que el senador trata de desvirtuar al “Centro” y la alcaldesa trata de debilitar al senador Petro.

Sin embargo, el “centro” puede acomodarse en el oportunismo de esperar los resultados electorales de primera vuelta y apoyar decididamente a quien pase con mayorías a segunda y no sea tan radical, la solución estará en buscar alianzas con nuevos liderazgos en el marco de una consulta, de la cual muy probablemente Petro no hará parte.

El Uribismo y el “Centro” tienen absolutamente claro el capital político del líder de oposición,  que podemos ver en la Columna http://contracara.com.co/sin-categoria/2022-el-huracan-petro/,  de allí que sus estrategias probablemente estén en asegurar una base electoral fija y luego desmotivar el electorado para que menos personas participen en especial la población joven donde  Petro es fuerte, y donde Claudia se podrá fortalecer mediante su equipo en el concejo, quizás dicha estrategia venga acompañada de un fraude, o de la habitual campaña del miedo tan efectiva, que desde una sensación de zozobra e  incertidumbre ofrecen seguridad, Claudia no se queda atrás, ella también es experta en el uso de la campaña del miedo, miedo a la igualdad y miedo al uribismo. De allí que lograr hacerle frente a Petro en las presidenciales estará determinado por la gestión de Claudia y su partido en la alcaldía y la capacidad del centro de inclinarse a la derecha o izquierda según convenga.

Quizás allí es donde radique lo amenazante de Gustavo Petro, su discurso difiere de aquellos que siempre han gobernado porque levanta pasiones para neutralizar la desesperanza y mover votos de opinión.

Cabe aclarar que Claudia tampoco la tiene fácil, según ella y sus seguidores, su victoria en la alcaldía fue una derrota a Petro y no es así, ella derrotó a Hollman, sencillamente porque gran parte de los simpatizantes del Petro confiaron en ella para evitar a Galán y eso lo podemos ver en el siguiente cuadro:

 

  Alcaldía Presidenciales 1era vuelta Alcaldía
Localidades de Bogotá Hollman Petro Claudia
Rafael Uribe Uribe 27.161 69.332 49.475
Ciudad Bolivar 45.461 118.040 66.658
Usme 29.256 71.227 36.423
Bosa 46.944 116.017 77.388
San Cristóbal 30.759 78.389 52.225
Votos totales 179.581 453.005 282.169
Hollman+Claudia 461.750

 

La suma de los votos de Hollman y Claudia es casi exactamente la suma que obtuvo Gustavo en localidades más humildes de Bogotá en las presidenciales y que hoy Claudia los tiene olvidados, con hambre y enviándoles al ESMAD.

Esos votos que no confiaron en Hollman por sus cuestionamientos personales y que hoy son traicionados por Claudia no serán de “Centro” y volverán casi en su totalidad a Gustavo en el 2022, con lo que Claudia tampoco deberá confiarse de que su logro en la alcaldía sea un impulso sin precedentes para una futura presidencia.

“El Centro es la posición derrotada de la derecha tratando de no perder el poder”

 

Comentarios