¡Protejan a Levy!

El famoso activista político y periodista alternativo Levy Rincón está siendo perfilado y seguido por organismos estatales, específicamente por la UNP. La Unidad Nacional de Protección (UNP), como lo indica su nombre, fue creada precisamente para brindar protección a las personas amenazadas, pero, al mejor estilo del DAS en presidencias de Álvaro Uribe Vélez, desde este organismo se vigila a los opositores al gobierno. ¿Se está repitiendo tan oscura historia?

La lupa criminal del establecimiento también está posada sobre la periodista Rosalba Alarcón Peña y sobre el laureado periodista de investigación, Julián Martínez.

Rosa Alarcón Peña // Julián Martínez

Así lo dio a conocer el conocido en redes sociales como «Hacker de la fiscalía», Richard Maok Riaño, actualmente exiliado en Canadá, por investigar la infiltración paramilitar en el gobierno de Álvaro Uribe y en la fiscalía de su aliado, Luis Camilo Osorio.

Desde hace algún tiempo se vienen dando persecuciones y vigilancias a sectores de la oposición democrática en Colombia. Se ha sabido que contra activistas en redes sociales o en medios de comunicación radiales o televisivos independientes, se efectúan este tipo de prácticas propias de gobiernos dictatoriales. El asesinato de opositores, líderes sociales y ambientales así como de los firmantes del acuerdo de paz, va incrementando, sin que el presidente Duque tome acciones concretas y efectivas para detener este desangre inadmisible. El genocidio contra la oposición continúa, y el ejercicio del periodismo crítico en Colombia conlleva riesgos inmensos. No en vano Colombia es uno de los países con mayor nivel de riesgo para ejercerlo. Sin embargo, y con todos estos hechos tangibles, el gobierno actual se empeña en decirle al mundo que somos una democracia.

Sólo mediante la presión ciudadana en redes sociales y demás medios alternativos, podemos frenar estas campañas de persecución contra sectores opositores al uribismo.

Exigimos protección para los periodistas citados y para los cientos que en los territorios viven un drama diario, solo por opinar o investigar al poder dominante. Se recuerda que es una obligación constitucional del Estado y del gobierno proteger a sus ciudadanos, independientemente de su filiación política, no es ningún favor y no tendría porqué rogarse. Es un pacto ciudadano plasmado en la constitución.

Comentarios

Bautista
Acerca de Bautista
Investigador independiente, escritor, samario por adopción.